Odontofobia: cuando el miedo al dentista impide tener una boca sana

Los dentistas son profesionales completamente necesarios para que nuestra salud se mantenga en el mejor estado posible. Los dientes son una parte del cuerpo, y como tal cualquier afección que puedan sufrir debe ser tratada con la misma importancia que cualquier otra. Pero, ¿qué pasa cuándo tenemos un miedo, completamente infundado, a ir al dentista? Podemos sufrir lo que conocemos como odontofobia y conocer sus síntomas y cómo solucionarlo es crucial para tener una boca sana.

En la clínica del Dr. Viso encontrarás a los mejores profesionales para cuidar de tus dientes y tu bienestar, dentistas con años de experiencia y los medios necesarios para proporcionarte la atención que necesitas.

Pero toda esta experiencia y equipamiento no puede aplicarse cuando otros problemas se cruzan en el camino. No hablamos de problemas médicos, sino de creencias de los propios pacientes. La odontología es una de las ramas de la medicina que más miedo inspira a los pacientes, debido a multitud de mitos y rumores que se han ido extendiendo popularmente. A veces el simple miedo al dentista o la incertidumbre crecen hasta convertirse en un verdadero impedimento para el cuidado de nuestra salud dental.

Hoy hablaremos del miedo extremo al dentista:

miedo al dentista

¿Que es la odontofobia?

La odontofobia es el término que se usa para describir el miedo al dentista, y es más común de lo que podemos imaginar. La mayor parte del tiempo viene causado por el desconocimiento y las historias que se suelen oír sobre las visitas al dentista, aunque también es posible que alguna mala experiencia se haya exagerado o genere miedo a la persona ante la perspectiva de una nueva visita.

La odontofobia constituye un problema porque impide que la persona que la sufre piense en su salud dental y se encargue de ella, anteponiendo el miedo al dentista a su bienestar. Pero la boca es una puerta de entrada al organismo, y los problemas que sufran nuestros dientes pueden conllevar a menudo consecuencias importantes, por lo que, este tipo de trastorno, no es un problema menor.

Es importante destacar también que la odontofobia no consiste en un miedo común y corriente al dentista. Es normal que de vez en cuando tengamos dudas, o nos ponga nerviosos la perspectiva de acudir a una clínica dental, y esto es especialmente cierto si nunca hemos ido a una. Pero el miedo y los nervios se pueden superar con facilidad, y al final se hacen llevaderos cuando pensamos a largo plazo y entendemos que es necesario cuidar nuestra boca.

Cuando hablamos de odontofobia hablamos de un miedo fóbico, unos niveles de ansiedad muy altos que nos impiden llevar a cabo nuestra visita al dentista por mucho que queramos hacerlo. No es un simple miedo, es una fobia en toda regla.

Síntomas de la odontofobia

Ahora que ya sabemos lo que es la odontofobia es importante aprender cuáles son sus síntomas. 

Quizás reconozcamos algunos de ellos en nosotros mismos o en algún conocido, y de ser así estaremos un paso más cerca de solucionar el problema y mejorar el estado de salud de nuestro entorno. Como ya hemos mencionado, los síntomas de la odontofobia son parecidos a la de cualquier otro miedo fóbico.

Características de las fobias

Para empezar, debemos saber que no se trata de un miedo racional. Por ello no obedece a la lógica, y se trata más de un sentimiento impulsivo que ya no se apoya en hechos o razones probadas.

Otra característica de los miedos fóbicos es que son incontrolables. Para la persona que padece una fobia no es posible superar el miedo si no tiene herramientas psicológicas o pautas adecuadas para ello, y aún entonces tampoco es una tarea fácil. El paciente medio no será capaz de superar la fobia simplemente con fuerza de voluntad.

Al no ser un sentimiento que el paciente pueda gestionar, su respuesta lógica será evitar la situación. Este es el síntoma más claro y el más problemático, dado que hace imposible que la persona consiga un correcto cuidado de su salud dental.

Por último, hemos de saber que las fobias no obedecen a estados de ánimo ni mejoran con el tiempo. Al ser miedos irracionales siempre tienen la misma intensidad.

Síntomas

Los síntomas se presentarán en la situación que genera la fobia, y son comunes al resto de fobias. A nivel físico, se presentarán todos los síntomas de un trastorno de ansiedad: la respiración se altera, el ritmo cardíaco se acelera y se pondrán en marcha procesos fisiológicos como la sudoración.

La persona se comportará de manera alterada y tratará por todos los medios de evitar la situación.

Consejos para afrontar el miedo al dentista

La odontofobia es un proceso que es complicado gestionar por nuestra propia cuenta, pero el nerviosismo o el miedo sí que pueden reducirse o gestionarse de varias formas. Aquí te ofrecemos 6 consejos sencillos que pueden ayudarte si te encuentras intranquilo.

  1. Mantener la mente ocupada: Es buena idea llevar algo para entretenernos en la sala de espera y evitar dar demasiadas vueltas a nuestras preocupaciones.
  2. Llevar música: Para mucha gente, el sonido del instrumental médico es un componente importante para su nerviosismo. Si llevamos música podemos solucionar este problema y sustituirlo por un estímulo más agradable para nosotros.
  3. Comunícate con tu dentista: Plantea cualquier duda o petición que tengas a tu profesional. El sabrá como aconsejarte y ayudarte a afrontar la consulta con más seguridad.
  4. Aprende técnicas de relajación: Este remedio se usa a menudo para ayudar con las fobias, y aunque no las resuelve completamente ayuda en gran medida. Si tenemos miedo común y corriente también puede ayudarnos.
  5. Acuerda una señal con tu dentista: Puedes fijar un método para comunicar a tu dentista que vaya más despacio o se detenga en caso de ser necesario.
  6. Infórmate sobre las técnicas de sedación: Si a pesar de todo no eres capaz de afrontar tu miedo, o tienes odontofobia, puedes preguntar por las técnicas de sedación. Harán tu visita al dentista muchísimo más llevadera.

Conclusión

La odontofobia es un problema que dificulta el cuidado de la salud dental de muchísima gente, pero no es ni mucho menos imposible de solucionar. Si te cuesta gestionar la ansiedad y necesitas ayuda, hay clínicas dentales que disponen de técnicas de sedación diseñadas para ayudarte a lidiar con el miedo extremo al dentista.

En la Clínica Dental Dr.Viso disponemos de personal especializado en múltiples tipos de sedación que entenderá tu caso y encontrará una solución personalizada, diseñada para que puedas acudir al dentista sin ningún tipo de problema o temor. Tus dientes estarán sanos, y tu experiencia será agradable y tranquila.

PIDE CITA
PIDE CITA